Paso de Peatones Inteligente en Salamanca

Paso de Peatones Inteligente en Salamanca

Los Pasos de Peatones Inteligentes ya son una realidad en Salamanca

Salamanca cuenta ya con su primer paso de peatones inteligente que se iluminan cuando detecta la presencia de una peatón, de forma que así el conductor de un vehículo pueda anticiparse a ver a un peatón y estos sean más visibles.

Así, desde este mismo jueves comienza a funcionar en la capital el primer paso de cebra inteligente que activa la “maquinaria” de señales luminosas al detectar la llegada de un peatón.

El paso de cebra que detecta la llegada de transeúntes está ubicado en el paseo de Rector Esperabé, junto al Puente Romano, y su mecanismo es el siguiente:

Cuenta con un sistema de cámaras térmicas que detectan la cercanía de peatones, al detectar la presencia de un viandante se activan dos señales luminosas para alertar a los vehículos del cambio de acera del peatón; la primera de ellas es vertical y la segunda horizontal, que están instaladas en los extremos de las bandas del propio paso. En el caso de las marcas de delimitación del paso, su alumbrado hace que sea visible desde una distancia muy superior al de la pintura reflectante tradicional.

Las labores de instalación de este paso de cebra se han ejecutado a lo largo de la presente semana; y se enmarcan dentro del plan para reducir los atropellos.
Así funciona el Paso de Peatones Inteligente de Salamanca

El paso de cebra  inteligente constituye “un avance incuestionable” en materia de seguridad vial y movilidad urbana sostenible, ya que sustituye una señalización horizontal pasiva (la actual pintura reflectante), por una activa,  (marcas viales  horizontales inteligentes), que alertan a los vehículos de la presencia de peatones.

“Con este sistema  de iluminación LED inteligente , que combina sensores y paneles led integrados en el asfalto, se consigue que con los pasos de peatones inteligentes, los vehículos se den cuenta de que un peatón está cruzando la calle, ya que la calzada se ilumina al paso de este”.

Se trata de un sistema “sostenible”, que va conectado al alumbrado público, y que solamente se ilumina cuando detecta la presencia de un peatón que se dispone a cruzar, apagándose cuando los sensores urbanos inteligentes no detectan movimiento.

La incorporación de este novedoso avance en materia de seguridad vial revierte en beneficio de todos los peatones, favoreciendo especialmente a ancianos y niños, ya que los primeros tardan su tiempo en cruzar la calle, mientras que los segundos pueden cruzarla de forma espontánea, sin ser vistos por los automovilistas”.

El funcionamiento de estos dispositivos resulta también más efectivo en días de lluvia o cuando se circula de noche, circunstancias que complican la visibilidad y que pueden producir una mayor siniestralidad en la vía urbana.

Para el funcionamiento en modo diurno, las señales incorporan 20 focos led de alta intensidad. La señalización vertical, tanto en modo diurno como en modo nocturno funciona de forma intermitente para captar la atención de los conductores.

Para prevenir atropellos, los paneles led integrados en el asfalto de la calzada se complementan con dos señales led verticales de advertencia a los vehículos, consiguiendo de este modo mejorar la visualización de los conductores.

Comments are closed.